La Sidra en Asturias

//La Sidra en Asturias

La Sidra en Asturias

La sidra es una bebida alcohólica de baja graduación elaborada con el jugo fermentado de la manzana. Esta bebida ha quedado desde el siglo XIV centrada en el Principado de Asturias. 

En la actualidad, la sidra en Asturias es una parte importante en su cultura, región y folklore, y es la primera región en España que más sidra produce con más del 80% de la producción a nivel nacional.  Se producen  más de 45 millones de litros de sidra al año, repartidos entre los 80 llagares de la región. 

Uno de los más conocidos en Asturias es el Llagar Castañón, que fue fundado en el año 1938 por Don Alfredo García Menéndez. Es un llagar familiar, ya que por él han pasado más de tres generaciones con el mismo espíritu de superación.

Otro conocido Llagar es el de Trabanco, que lleva funcionando desde el año 1925. “Trabanco” es sinónimo de sidra natural. Don Emilio Trabanco fundó su propia empresa y en poco tiempo su fama conquistó Gijón. En este llagar podrás disfrutar de la visita guiada del antiguo túnel ferroviario que se utilizaba para transportar el carbón y que fue reconvertido en la bodega donde se fermenta la sidra.

El Llagar Cortina en Villaviciosa, fue fundado por Don Celestino Cortina Cuadra en 1952. Apostó por el negocio en el que pocos creían por aquel entonces y con el paso de los años la calidad de su sidra empezó a darle la fama merecida.

PROCESO

Su proceso es totalmente artesanal. Siempre, cuando el verano se acaba se recolecta la manzana (en asturiano se llama “pañar” manzana), esta se recoge del suelo después de haber caído del árbol. Los manzanos tienen una producción muy abundante. El jugo de la manzana se tiene que dejar fermentar unos 4 o 5 meses aproximadamente. Una vez la sidra esté hecha, debe estar en la barrica al menos tres meses, aunque puede dejarse hasta cinco meses. Se embotella una vez finalizada la fermentación. Antes de prensar la manzana hay que machacarla hasta reducirla totalmente.  El modo más tradicional para mayar la manzana es utilizar un pisón de madera, previamente hecho con el tronco de un árbol. El lugar típico en Asturias para elaborar esta bebida se llama “llagar”, en el cual la sidra se almacena en grandes barricas.

Siempre ha sido un icono clave para la folixa y las espichas.  Podrás disfrutarla en sidrerías, restaurantes, bares y sobre todo en fiestas populares asturianas.

ESCANCIAR

Esta bebida debe ser escanciada (tirada desde lo alto para que rompa en el vaso y de esta forma se oxigene), y tomada en el acto, es decir; no hay que dejarla reposar para que no pierda las vitaminas (gas). Además, no se debe beber todo el contenido del vaso (“culín de sidra”), se deja un poco para limpiar el vaso al finalizar ya que, en un grupo de amigos o familia, todos beben de un mismo vaso. Es muy importante agitar la botella de sidra antes de descorcharla para deshacer los posos que puedan quedar en ella, y más importante aún es no beber toda la cantidad de una botella y dejar el fondo de la misma por el mismo motivo. La sidra no caduca, pero es importante resaltar que tiene un periodo de consumo óptimo de un año tras su embotellado.

Normalmente en Asturias, los camareros de restaurantes o sidrerías te escancian la sidra, aunque con el paso del tiempo han aparecido cada vez más escanciadores eléctricos o corchos específicos para ello, así se escancia de manera más limpia y precisa. La sidra en Asturias casi siempre se vende por botellas, las cuales rondan entre los 2€ y los 4€. 

En Asturias somos muy folixeros y por ello hay muchas celebraciones relacionadas y dedicadas a la sidra.

Una de ellas es el Xiringüelu, que se celebra en Agosto en el Prado Salceo, que está situado en la ribera del Río Nalón (Pravia). En esta celebración las peñas disfrutan bailando, tocando la gaita y bebiendo sidra escanciándola de forma tradicional.

Otra cita muy importante es la Fiesta de la Sidra Natural, celebrada el último fin de semana de Agosto en Gijón, en esta fiesta se bate el record mundial de escanciado simultáneo y es declarada de interés turístico regional. En esta celebración podrás disfrutar del mercado de la sidra y la manzana, de varios concursos de escanciadores y de una degustación popular de todos los llagares de la región.

También tenemos el Festival de la sidra en Nava, localidad conocida por su gran número de llagares de sidra y por su Museo de la sidra en el cual podrás ver y conocer todo el proceso de elaboración de esta. En esta fiesta, que dura varios días y se celebra en verano, podrás disfrutar de conciertos, hay una cata de sidra y se realizan muchas actividades culturales relacionadas con el Principado de Asturias. 

SIDRERIAS

En Asturias existen varios tipos de sidra: la tradicional, la dulce, la achampanada, la de mesa, la de hielo, la ecológica y la sidra sin alcohol. La ventaja de tener tantos tipos de esta bebida hace que podamos disfrutar de ella en cualquier ocasión. 

Para disfrutar de una buena sidra, podéis encontrar la sidrería La Marina en Ribadesella, situada en el paseo del muelle del mar. En Cangas de Onís podéis disfrutar de una botella de sidra con una tabla de quesos en la sidrería El Campanu, situada junto al Puente Romano emblemático.  En la sidrería Llagar Cabañón en Llanes, podrás visitar su llagar y su museo del escanciado tradicional y por supuesto, beber su propia sidra.TEambién sidrería Bernueces en Gijón, te ofrecen ver todo el proceso de elaboración de su sidra y la cata de la misma, como también probar sus guisos asturianos.

Si tu destino de vacaciones es Asturias, y te gustaría conocer su tradición y gastronomía, no te vayas de aquí sin probar una buena fabada o  un cachopo acompañado de  una botella de sidra.

La Sidra en Asturias
5 (99.84%) 122 votes
By | 2018-12-18T15:13:47+00:00 diciembre 21st, 2018|Sin categoría|0 Comments

Leave A Comment

trece − 5 =